Envases para perfumes

3 diciembre, 2014

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Envases para perfumes - Creating Bags

Los diseños del frasco y del estuche son un valor añadido para los productos cosméticos

La perfumería y la cosmética se basan en la creatividad y tienen como objetivo despertar los sentidos y provocar emociones. Tanto el envase de un perfume, es decir el frasco, como el estuche en el que se presenta (el packaging) tienen que transmitir la misma imagen y comunicar el mismo concepto. Los perfumes evocan sensaciones y sentimientos: alegría, bienestar, elegancia, belleza, romanticismo, etc. El envoltorio en el que se presentan debe tener el mismo efecto. Ha de existir una armonía entre el producto y su aspecto.

Existe una gran variedad de perfumes, y cada día aparecen nuevos. Por eso, las empresas de cosmética y perfumería ponen todos sus esfuerzos en crear productos diferentes, con una imagen distinguida que les permita sobresalir entre los demás. Los responsables de marketing de estas compañías saben que los diseños del frasco y del packaging influyen en la decisión de compra, que pueden ser el motivo por el que un comprador se decida por su producto y no por el de la competencia. Una imagen distinta puede propiciar que se supere al rival.

Las empresas perfumeras huyen de las presentaciones estándar y buscan constantemente sorprender e innovar. Para conseguirlo, intentan ser originales en los diseños del frasco y del tapón del perfume. Saben que son inseparables del producto cosmético, que cuando alguien quiere comprar un perfume en concreto es porque ha sido seducido por el pack completo. Entre el público ya nadie diferencia entre un producto en concreto y su apariencia. Si crees que es una exageración, haz la prueba: piensa en un perfume, el de la marca que sea, ¿qué es lo primero que se te viene a la cabeza? ¿Su olor? ¿El diseño del frasco, su color, el anuncio publicitario…? Es posible que hayas pensado en todas esas cosas, pero seguro que no te has acordado solo del aroma.

El marketing es el gran aliado de la industria de la cosmética y el perfume. Son las diferentes estrategias de marketing las que consiguen que un artículo determinado se convierta en un éxito de ventas o se recuerde durante un largo periodo de tiempo. La publicidad de cosméticos cada vez es más imaginativa y original. Pretende sorprender al público y despertar su imaginación, que fantasee con el producto, y para conseguirlo debe alejarse de los clichés. Aunque pueda resultar extraño, el packaging es una de las estrategias de marketing más efectivas, con unos efectos superiores que los de la publicidad tradicional.

El material del envase y su diseño conforman un valor añadido que acompaña a la fragancia y la convierte en única. Actualmente, la mayor parte de los cosméticos se envasan en frascos de vidrio, porque este material se asocia a valores como el lujo o la calidad. Por otro lado, la presencia de los envases de plástico se debe a que son ligeros y seguros de transportar. Estos envases son habituales en los cosméticos para viajar o entre los productos que se suelen llevar en el bolso.

En los últimos años, ha entrado en juego la sostenibilidad. La sociedad está más concienciada con el medio ambiente y demanda productos respetuosos con el entorno. Por ello, la industria cosmética se está renovando mediante el ecodiseño: el uso de materiales biodegradables y procedentes de fuentes renovables para sus envases, la reducción de los materiales y la energía necesarios para realizarlos, etc. Los envases biodegradables y reciclables tienen cada vez más público.

El packaging enriquece el producto que está presentando, pero su influencia no se reduce a eso. El packaging es un elemento decisivo para componer la imagen de una marca. Con un estuche sostenible, se difunde la imagen de una empresa consciente de su responsabilidad ambiental y que desea reducir su huella ecológica. Estos principios tienen una percepción positiva en gran parte de la sociedad.

Los envases de Creating Bags son perfectos para empresas que quieren transmitir esos valores. Estuches, fundas, bolsas y el resto de artículos del catálogo está elaborados íntegramente en fibras naturales, como el yute y el algodón, por lo que son ecológicos y 100% biodegradables. La confección de estos envases se realiza de forma artesanal y Creating Bags controla su proceso de fabricación al completo: desde el diseño de los productos hasta que el cliente los recibe. De esta manera, se pueden proporcionar las máximas garantías de calidad.

Además, todos los artículos son personalizables, se ajustan a las necesidades y demandas de los compradores (tamaño, color, serigrafía) para que sean únicos, creativos e irrepetibles. El packaging ideal para perfumes y otros cosméticos por su imagen original y su diseño exclusivo. En el mercado no hay otros envases iguales. En Creating Bags se innova constantemente para estar a la altura de las expectativas de los clientes.

¡Compártelo!

Dejar un comentario

Debes iniciar sesión para comentar.